Artículos de opinión

Consejos para mejorar las ventas en pequeñas empresas

The following two tabs change content below.
Grupo Método
Consultora Global de Servicios Educativos y Proyectos Sociales.

Existen diversos factores que influyen en el éxito o fracaso de un negocio: el tipo de empresa, la ubicación (en el caso de que haya tienda física), el servicio o producto ofrecido, el precio, su equipo humano y la calidad en la atención al cliente…La forma en que se gestionen todos ellos influirá directamente en el resultado.

Para mejorar el volumen de ventas en pequeñas empresas, deben tenerse especialmente en cuenta los siguientes aspectos:

1. Conocer al cliente

Es esencial que sepas cómo es tu cliente, cuáles son sus intereses y necesidades. Puedes realizar encuestas periódicas de satisfacción, disponer de formularios que puedan cubrir los clientes online o poner un buzón de sugerencias si tienes un establecimiento. Para el éxito de un negocio resulta indispensable conocer la opinión del cliente: qué quiere, cómo lo quiere, cada cuánto tiempo e incluso dónde. De este modo podrás adaptar la oferta del negocio a sus preferencias y gustos.

2. Atender como te gustaría ser atendido

¡Cuántas veces decidimos no volver a un establecimiento porque no nos ha gustado el trato recibido!

Que el cliente se sienta a gusto es una prioridad. ¿Cómo conseguirlo? Básicamente con atención personalizada, agilidad, empatía y sinceridad. Vamos, tan sencillo como atender al cliente del mismo modo en que te gusta que te atiendan a ti.

Los usuarios suelen recomendar las experiencias positivas, por lo que con una buena atención no sólo conseguirás un cliente satisfecho sino que también pueda recomendarte a su entorno (e incluso en redes sociales). Hoy en día se valoran mucho las opiniones y experiencias de otros usuarios.

3. Añadir valor

Si ofreces el mismo producto que otros, a un precio similar y en la misma zona, ¿por qué te van a elegir a ti y no a tu competencia?

Antes de nada debes identificar cuál es tu competencia directa, saber qué ofrece, cuáles son sus puntos fuertes y débiles y cómo puedes destacar. Añade valor a tu producto o servicio: además de destacar por tu trato al cliente, puedes ofrecer muestras gratuitas, hacer ofertas (algunas en exclusiva para tus clientes más fieles), organizar sorteos para darte a conocer y atraer a nuevos clientes, tener unas instalaciones en las que el cliente se sienta cómodo (con buena iluminación, limpieza, mobiliario confortable…), estar al tanto de las últimas tendencias e incluirlas en tu negocio antes de que estén “sobreexplotadas” para llamar la atención (el color de moda, el producto estrella de la temporada, el estilo de decoración que más atrae…). Cuidar cada detalle favorecerá tus ventas.

4. Invertir en marketing

¡Cuántos pequeños empresarios tienen la creencia errónea de que invertir en marketing es un derroche innecesario! Sin embargo, por pocos recursos de los que dispongas, la inversión en marketing de forma inteligente siempre repercutirá positivamente en las ventas. Dentro del marketing, es un hecho que el marketing online es la herramienta más eficiente y que más beneficios puede aportar a las pequeñas empresas. Hoy en día la gente busca de todo en Internet y tu negocio debe estar donde está la gente. Además, no basta con que te localicen buscando directamente tu empresa, sino que deben encontrarte cuando buscan el producto o servicio que ofreces. Para ello es indispensable una buena estrategia de posicionamiento en Internet (SEO), desarrollada por personal cualificado.

Post anterior

gvSIG, software libre para manejo de información geográfica

Siguiente post

Cursos gratuitos para trabajadores de textil y confección

No hay comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>